TITULOS

Aborto no punible: el fiscal pidió desestimar la denuncia contra los médicos

Luego de la presentación que realizaron el médico Federico Bazán y su esposa, la abogada Paola Miers, contra los profesionales que asistieron a la menor con discapacidad, embarazada producto de un abuso, el fiscal Daniel Galvani pidió rechazar el planteo e investigar a los denunciantes por haber irrumpido en el nosocomio sin autorización y haber sometido a la víctima a una ecografía.

El fiscal Daniel Galvani solicitó la desestimación de la denuncia presentada por el médico Federico Bazán y su esposa, la abogada Paola Miers, contra los médicos que practicaron el aborto legal a la adolescente abusada, con retraso madurativo.

Este martes circuló el escrito del funcionario judicial. En el mismo, consigna que la menor cusaba la décima semana de gestación, tras un presunto abuso sexual y que hay constancias acerca de su retraso madurativo.

Galvani acude al artículo 86, inciso 2 del Código Penal para interpretar la legalidad de la práctica médica realizada en el Hospital Rawson el pasado domingo en la madrugada. Y cita la jurisprudencia sentada por la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Sobre los denunciantes, Bazán y Miers, el fiscal considera que “pretenden oponerle, una posición, que como mínimo debe ser calificada como una pretensión de imponer sus creencias e ideologías sobre la ley”.

Y agrega: “Pretenden sirva de base a su denuncia, una supuesta propuesta de llamado ‘hogar de Belén’, de alojar a la menor, darle contención, para luego del nacimiento proceder a la adopción”.

Continúa Galvani en duros términos: “La referencia a la propuesta no solo no constituye una parálisis o una suspensión de los efectos del artículo 86, inciso 2, del Código Penal, sino que exterioriza un franco e intolerable desprecio por los derechos de la menor, y de sus representantes legalesapareciendo asimismo como una clara intención de los particulares, de convertirse en administradores de facto del sistema de adopción, con todas las corruptelas que ello suele traer aparejado”.

Agrega el fiscal que los denunciantes habrían cometido presuntos ilícitos, que se desprenden del mismo escrito presentado por ellos en su denuncia. Según Galvani, surgiría que Miers y Bazán, personas ajenas a la planta de personal del Hospital Rawson, en compañía del médico Federico Antequeda, ajeno también al servicio de pediatría,habrían irrumpido en la habitación de la menor y la habrían sometido a una ecografía. Todo, obviamente, de manera ilegal.

Debido a estos presuntos delitos, es que Galvani le requirió al juez que remita toda la documentación a la Fiscalía Correccional en turno, para que analice la investigación en caso de que corresponda.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: