notas portada

ArgenPapers reveló que las empresas offshore de Macri sí realizaron movimientos de dinero

Se trata de una investigación publicada recientemente por los periodistas Santiago O’Donnell y Tomás Lukin, que desmiente lo que dijo el mandatario argentino sobre las sociedades offshore que él integraba y que figuran en los Panamá Papers.

El nombre de Mauricio Macri quedó pegado al escándolo de los Panamá Papers. En los 11 millones y medio de documentos, equivalente a unos 39 mil libros que son la base de datos del estudio de abogados de Panamá Mossack Fonseca aparecían cinco mandatarios en ejercicio, entre ellos Mauricio Macri.

A principio de octubre, los periodistas de Página/12 Santiago O’Donell y Tomás Lukin publicaron el libro “ArgenPapers. Marcas de agua”. En declaraciones a Justicia Impositiva, Tomas Lukin, coautor del libro, sostuvo que la investigación revela que “Mauricio Macri mintió porque Fleg Trading – la empresa offshore radicada en Bahamas que tiene como directivo a Mauricio Macri y que aparece en los Panamá Papers- estuvo activa y además había sido utilizada para canalizar un negocio del grupo Macri en Brasil.”

“Apenas se conocieron los Panamá Papers el 4 de abril del 2016, desde la presidencia dijeron que era un negocio que nunca se había concretado y que Mauricio Macri no tenía que ver y que el responsable era el padre”, recordó Lukin.

Esta investigación y una denuncia judicial presentada por el diputado opositor por la provincia de Neuquén, Darío Martínez, derribaron la explicación oficial y dieron pie a una investigación de la justicia federal por tres delitos: omisión de las empresas en la declaración jurada del presidente, posible evasión fiscal y presunto lavado de dinero. La justicia dejó de lado la investigación por lavado de dinero por falta de elementos suficientes. Aunque, por el contrario, la investigación por evasión y falsedad en la declaración jurada sigue en pie.

Santiago O’Donell, otro de los autores de la investigación, dijo que “algunos de los casos han dado lugar a investigaciones judiciales que comprometen bastante a la persona. El caso mas claro es el del primo de Macri, actual intendente del distrito de Vicente López, donde hay un préstamo que él consigue para unas propiedades en Miami que no es compatible con el patrimonio que él declara y provienen de una una empresa investigada por lavado de dinero.”

Otro caso llamativo, destaca O’Donell, “es el del actual intendente de Lanús, Grindetti, donde hay movimientos de dinero difíciles de explicar, con el agravamiento de que él ha trabajado durante muchísimos años en el Grupo Macri y ha sido funcionario durante mucho tiempo en el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, acompañando a Macri.”

“En el caso de Jorge Macri, fuentes de la fiscalía de San Isidro dicen que la causa está abierta y que está en trámite. Es decir, que no ha sido desestimada, ni rechazada, sino que está vigente pero no hay nadie que la impulse. Una cosa similar ocurre en el caso de Grindetti.” Para el autor esto da cuenta de la debilidad institucional en la argentina.

Si bien tener una empresa offshore no es ilegal, sí lo es no declarar los bienes en esas empresas, incurriendo en el delito de falsedad de la declaración jurada de bienes, posible evasión fiscal y lavado de dinero. Además, especialistas afirman que las empresas offshore, rara vez tiene un propósito diferente a la evasión fiscal.

Fuente: Justicia Impositiva/Farco

Deja un comentario